Hendrik Garcia: Un 20 de Mayo

Comparte En...

Seria arrogante decir que un humilde periodista se encontrara todas la respuestas que los venezolano quisiera tener, pero a través de un análisis argumentativo haremos la breve descripción del fenómeno social derivado a la indignación colectiva que se convirtió en el “no voto histórico”, que marcara la ya maltratada política de un país en crisis humanitaria.

Porque la intención es aportar con luces, como la dinámica política aquí ; es un aluvión capaz de arrasar a quienes crean que con solo pañitos tibios se cura aun paciente critico llamado Venezuela, que muere de mengua, esta noble tierra golpeada por la indolencia e inoperancia de un régimen generador de caos sistemático para mantener el control del poder, como lo describe la frase “como sea” de Maduro, que algunos políticos pensaron era solo unas palabras al aire, de un discurso que en la práctica se tradujo en cómo acabar con los vestigios de democracias del estado que aún quedaban, que ahora meramente dicta órdenes a su antojo por supuesto a su inconveniencia a espalda de la constitución, hasta se dedicó a cambiarla con su ANC un instrumento que ha derivado para convertirse para ser generador del totalitarismos del Siglo XXI en sus objetivos para perpetuase en el poder.

Es que la conjura jamás había sido tan descaradamente directa, sin importar la violación, forma y de fondo de la ley para evitar la posible reacción natural de todos los factores internos que ahora si conocen de que trataba el “como sea” y de las cosas atroces que estos individuos son capaces de hacer a quienes se le opongan, porque no son demócratas o son acaso exageraciones, de quien proteste es un enemigo a neutralizar situación que el mundo entero ve con alarma pues los DDHH son de orden universal.

Pese a los llamados y la preocupación que otros países en conjunto a organismos internacionales realizaron para que las elecciones presidenciales pasadas del 20 de Mayo fuesen postergadas para logran conseguir condiciones, donde los ciudadanos pudiesen elegir con libertad de conciencia, con su voto por el candidato de su preferencia estos junto al CNE aceleraron la marcha para continuar con esto, que fue de todo pero nunca una elección libre, la cual está siendo cuestionada, hasta desconociendo obviamente su legitimidad porque en Venezuela la compra de conciencias es un hecho hasta público, frente a los ojos de todos.

El pasado de 20 de Mayo fue un hito en la historia de Venezuela, ya que no fue un hecho de mero capricho que las personas se abstuvieran a salir a votar, a pesar de que en su mayoría están en desacuerdo con el desastre que representa Maduro, pero como; “votar sin poder elegir, como votar si tu voto no cuenta” esa y otras razones de pesos esgrimieron los ciudadanos para en un “acto de rebeldía colectiva” crearan la mayor protesta cívica jamás nunca vista en el país con su frase “NO VOTO”, pues se evidencio al no concurrir a los centros de votación por considerar que todo esto se trataba de un mero circo, porque igual votaron “como sea” fue el ganador.

Ahora queda hacer frente a todo esto, para que no se diluya el sacrifico de un pueblo, que apenas sobrevive frente a la peor hiperinflación nunca imaginada, por tal razón es primordial que renazca la unidad entre todos los factores opuesto al desastre actual de este régimen, elegir bajo verdaderas condiciones sin ventajismo el destino de una Venezuela en democracia, porque en el ámbito internacional se reconoce que la situación de nuestro país es de crisis, la cual afecta también al hemisferio occidental por el impacto directo que representa sobre los  países vecinos.

Lic . Hendrik Garcia

Periodista

CNP 24.206

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!